¿De dónde provienen los nombres de los países?
Photo by Ben White on Unsplash
Página principal Análisis

¿Sabes de dónde viene el nombre de tu país?

Cuando el presidente de Estados Unidos dice "América primero" en una sala llena de líderes mundiales, probablemente no quería invocar el espíritu de un italiano del siglo XV. Cuando Charles de Gaulle proclamó: "La France n'est pas seule", probablemente no hablaba de una tribu germánica de hace dos milenios. Y el llamamiento de Gandhi para que Gran Bretaña “abandonara la India" definitivamente no se refería solo a la gente que vivía cerca del río Indo.

Los nombres de nuestros países infunden en nosotros un sentimiento de orgullo. Nuestros líderes los emplean para avivar nuestras emociones en los discursos, y también lo hacen los ciudadanos, creando eslóganes en torno a los nombres de los países con el fin de reunir el apoyo de los medios sociales y conseguir unidad en las protestas. Es más fácil que poner "volver a hacer grande la tierra entre México y Canadá". Pero al igual que nuestros nombres de pila nos son entregados sin nuestra participación, los nombres de las naciones son heredados, arbitrarios y, a menudo, absurdos. A veces tenemos unos nombres que no queremos.

Según nuestra investigación, la mayoría de los nombres de países se clasifican en solo cuatro categorías:

  • Ubicación geográfica.
  • Una característica del terreno.
  • El nombre de un grupo étnico.
  • Una persona importante, con toda probabilidad un hombre.

Además, los estudios muestran que los países casi nunca reciben sus "nombres" como resultado del voto popular. Por lo tanto, su estructura rara vez establece cualidades nacionales que a la gente le gustaría asociar con su patria, por ejemplo, la libertad, el poder o la justicia.

Toponimia, el estudio de los nombres geográficos

Para averiguar lo que realmente estamos diciendo cuando decimos "Estados Unidos" o "Papúa Nueva Guinea", los editores del portal Quartz se han basado en el excelente libro sobre toponimia Oxford Concise Dictionary of World Place-Names, de John Everett-Heath. En él se recopiló manualmente información sobre los 195 estados independientes reconocidos para clasificar su sistema político. Los endónimos también se consideraron por separado, nombres que los países se dan a sí mismos, que en algunos casos difieren notablemente del nombre generalmente aceptado. Por ejemplo, 中国 o Zhōngguó [Zhongguo] en lugar de China y Suomi [Suomi] en lugar de Finlandia. Si el país fue nombrado en honor de un espacio existente - por ejemplo, Chad en honor al lago Chad o Argelia por la ciudad de Argel - hemos hecho todo lo posible para investigar la etimología del nombre original.

Al mismo tiempo, uno no debe olvidar que el origen de los nombres suele ser bastante confuso, por lo que no puede haber una precisión absoluta. A veces las historias de origen más divertidas o atractivas son, desafortunadamente, simplemente inventadas. "Cuidado con la etimología popular (que intenta explicar un nombre con el parecido a una imagen, sonido u ortografía, con un nombre diferente o una palabra y su posible relación con una persona o evento)", - escribe John Everett-Heath. "Los mitos y leyendas pueden ser interesantes, pero no suelen merecer la pena".

Estas son las cuatro categorías en las que se basan los nombres de los diferentes países del mundo, según el portal Quartz.

1. Tribus, reinos, grupos étnicos

Sin lugar a dudas, el mayor número de nombres de países modernos del mundo (más precisamente, alrededor de un tercio) se originan del nombre de un antiguo grupo de personas. Un buen ejemplo es Europa. El nombre de Francia vino de los francos, Italia, de la tribu Vital, Suiza, del cantón Schwyz. 대한민국 (Daehan Minguk, Tehan Menguk) es el nombre coreano de Corea del Sur. "Tehan" significa "Gran Khan" y proviene de tres tribus Khan que vivieron en la península de Corea en el siglo II a.C. ("Khan" también significa "grande"). Vietnam significa la tribu del sur del Viet.

Durante el siglo pasado, algunos países han intentado volver a lo básico: en 1957 la Costa de Oro obtuvo su independencia de los británicos y fue renombrado en honor al antiguo imperio de Ghana, que se derrumbó en el siglo XIII.

Los nombres de algunos países provienen de las características distintivas de las personas que los habitaron: Burkina Faso, que apareció en 1984, significa "la tierra de personas honestas" o "la tierra de los incorruptibles". Tal vez, Guinea y sus diversos nombres - Guinea Bissau, Papúa Nueva Guinea, Guinea Ecuatorial - descienden de la palabra tuareg "aginaw" ("negros"), utilizada por los portugueses en el siglo XV para referirse a la región más grande de África Occidental.

Según los científicos, el nombre de Papúa Nueva Guinea describe a las personas nacidas en Melanesia. Entonces, "papua" significa "cabello rizado". Y la palabra "Guinea" fue presentada por el explorador español Íñigo Ortiz de Ritis, quien en 1546 consideró que los lugareños eran como los guineanos africanos (es decir, tenían la piel oscura).

En lo que respecta a España, la palabra "Hispania" tiene su origen en la denominación que servía a la civilización romana para el conjunto de la Península Ibérica, y cuyo significado vinculaban los escritores latinos a "tierra de conejos". Con toda seguridad la palabra "Hispania" procede de la fenicia "I-span-ya".

2. Características de la zona

Aproximadamente una cuarta parte de los nombres de los países del mundo provienen de alguna característica territorial distintiva.

Argelia lleva el nombre de su capital, la ciudad de Argel, que significa "islas". En su momento ese nombre describía la bahía urbana, en cuyas aguas había pequeñas islas que, o bien se han convertido en parte de la parte continental, o fueron destruidas durante la construcción del puerto. El monónimo de Montenegro, Crna Gora, significa "montaña negra" y hace referencia al monte Lovcen en el suroeste del país. Islandia está realmente cubierta de hielo, aunque históricamente su nombre es incorrecto. Everett-Heath aclara en su diccionario:

"El país supuestamente recibió el nombre de Islandia de los primeros colonos escandinavos en el siglo IX. Su objetivo era protegerse contra posibles invasores ya que la temperatura de la isla era relativamente moderada (debido a la Corriente del Golfo) y era mucho más cálida de lo que cabría esperar de una tierra del norte".

Algunos nombres hacen referencia a las características de las fronteras que se encontraron los colonialistas. Y esto no es sorprendente, ya que los extraños veían ante ellos una tierra completamente nueva, diferente a todo.

No se sabe qué investigador le dio su nombre a Costa Rica. Pero se cree que fue Cristóbal Colón, quien vio cómo los indígenas usaban oro. Los españoles bautizaron Honduras, que significa "profundo" o "aguas profundas", y Barbados - aparentemente en honor a un gran baniano (ficus citrifolia), por sus sus largas raíces aéreas.

Sierra Leona fue bautizada por los portugueses y significa "montañas de leones", probablemente debido a las frecuentes tormentas eléctricas que sacudían las colinas de Freetown, y no a causa de unos leones reales. Singapur significa "la ciudad del león", por lo que la cabeza del león se ha convertido en su símbolo. Lo paradójico es que no hay leones en Singapur. Según la leyenda, un príncipe de Sumatra, Sang Nila Utama, se fue a cazar en Singapur y se encontró con una bestia que pensaba que era un león (Singa Pura), de donde toda la isla recibió el nombre.

3. Este, Oeste, en algún lugar del medio

Alrededor de 25 países son nombrados por su ubicación. Zhōngguó significa "reino medio", y Nippon, el endónimo de Japón, es "tierra del sol naciente", refiriéndose al hecho de que Japón está al este de China, es decir, en la dirección del amanecer desde el punto de vista de China. Noruega, por su parte, significa "camino del norte".

Timor Oriental significa "este-este", viene de "timur", la palabra en idioma malayo para hacer referencia a "este", que según Everett-Heath se refiere al hecho de que Timor se encuentra al este de Java y Sumatra, y "leste", la palabra portuguesa para "este". Australia significa "sur" porque el país está ubicado en el hemisferio sur y los antiguos griegos lo llamaron Terra Australis Incognita, "Tierra Sureña Desconocida".

4. Figuras históricas

Alrededor de unos 25 países más llevan el nombre de una persona histórica importante, casi siempre un hombre, aunque hay una excepción. De acuerdo con el bloguero-lingüista Paul Anthony Jones, Santa Lucía, una mujer que vivió en Siracusa en el siglo III, es la excepción.

Algunos ejemplos son evidentes: Filipinas lleva el nombre del rey español del siglo XVI, Felipe II y Bolivia, fue bautizada en honor del revolucionario venezolano Simón Bolívar. Israel es el nombre alternativo de Jacob, que era considerado el patriarca del pueblo judío. Mauricio lleva el nombre de Maurice Nassau, un funcionario holandés del siglo XVI, y Suazilandia proviene del pueblo swazi, que probablemente obtuvo su nombre del rey Mswati II del siglo XIX.

Las Islas Salomón también pertenecen a esta categoría, aunque aquí la lógica es inversa: en 1568, el explorador español Álvaro de Mendaña de Neira llegó a las islas. Hubo algún tipo de confusión, tal vez provocada por él mismo, y se extendieron los rumores de que había encontrado oro. Como resultado, las islas fueron nombradas en honor del sabio y rico rey bíblico Salomón, que se dice que recibió oro de Ofir, una tierra misteriosa conocida por sus riquezas. Sin embargo, lo más probable es que Mendaña no encontrara oro.

Los Estados Unidos de América recibieron su nombre en honor al viajero florentino Amerigo Vespucci, un hombre que se dio cuenta de que el continente descubierto por los europeos a finales de 1400 no era la India. En 1507, el cartógrafo alemán Martin Waldseemüller sugirió bautizar a estas tierras - haciendo referencia solo a América del Sur - con el nombre de "Amerigo, el descubridor de América".

Colón parece haber dejado su marca en ocho países. Se cree que puso nombre a San Cristóbal, Isla Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas en honor a sus amados santos cristianos. Colón también nombró a Antigua y Barbuda en honor de la iglesia de Santa María de la Antigua y Trinidad (en Trinidad y Tobago), en honor a la Santísima Trinidad.

Tobago, según la Commonwealth, proviene de la palabra caribeña "tavaco", un tubo para fumar tabaco, que, presumiblemente, le gustaba mucho a Colón. Everett-Heath escribe en su diccionario:

"Cristóbal Colón le dio este nombre a la isla cuando la descubrió en 1498. A Colón le impresionó el hábito de los nativos de llenar las pipas de tabaco con hojas de tabaco y prenderles fuego; creían que poseía un valor medicinal".

Colombia, a su vez, lleva el nombre de Colón, pero no por él.

Costa Rica, Trinidad y Tobago y las Islas Salomón no son los únicos países cuyos nombres tienen raíces dudosas. Venezuela fue bautizado por una expedición española, en la que también participó Vespucci, que vio unas casas construidas sobre el agua que les recordaron a Venecia. Granada recibió este nombre porque los marineros vieron en ella un parecido con la Granada española. Canadá, probablemente, se formó a partir de la palabra Huron-Iroquois "kanata", que significa "aldea" o "asentamiento", que el explorador francés del siglo XVI Jacques Cartier malinterpretó como el nombre de la zona.

Hermosas excepciones

El origen de unos 20 países misteriosos es extremadamente controvertido o desconocido. Malta puede significar tanto "refugio" como "abejas". Hay muchas opciones para Nepal, y ninguna provoca confianza: "el comienzo de una nueva era", "país central", "lugar sagrado", "casa de lana". La historia de los nombres de Siria y Palau aún es desconocida.

Hay varios países cuyos nombres no encajan en ninguna de las categorías principales, y quizás sean los más poéticos. Por ejemplo, el nombre de las pequeñas Comoras de la costa del este de África significa "luna" y se deriva del árabe al qamar. México también tiene raíces lunares, es la simplificación española de la ciudad azteca Metztlixihtlico, que significa "en medio de la Luna".

Druk-Yul, nombre propio de Bután, como creen los científicos, significa "la tierra de un dragón formidable". También hay un par de países cuyos nombres se remontan a virtudes, por ejemplo, Liberia, "tierra libre".

Pero el nombre más emocionante es Nauru, una isla al noreste de Australia: viene de la palabra raíz "anáoero", que significa "voy a la playa".

Fuente: Quartz

Por favor, describa el error
Cerrar
Cerrar
Gracias por registrarse
Dele a me gusta para que podamos seguir publicando contenidos interesantes gratis