Los grandes riesgos para el mundo en 2019
Página principal Análisis, China, EE. UU., Donald Trump, Hackers

La situación geopolítica en el mundo se ha tensado hasta el límite durante las últimas décadas. ¿Qué hay que temer en 2019? La agencia de consultoría Eurasia Group ha elaborado una lista de los riesgos más graves para los próximos 12 meses.

1. Cuestiones pendientes

Los líderes mundiales de hoy están tan preocupados por la lucha (o los intentos de luchar) con problemas a corto plazo que se han olvidado por completo de las crisis globales, que pueden ser fatales. En primer lugar, el colapso podría afectar a las perspectivas de futuro de instituciones como la Unión Europea y la Organización Mundial de Comercio, así como la guerra comercial entre Estados Unidos y China y las tensiones entre Rusia y sus vecinos.

2. EE. UU.-China

En Washington y Pekín ha existido la opinión generalizada de que la mejor manera de manejar su rivalidad era intentar mantener la relación lo más amistosa posible, durante el mayor tiempo posible. Eso ha cambiado, especialmente en Estados Unidos, que está adoptando un enfoque abiertamente confrontacional bajo la presidencia de Donald Trump en medio de una guerra comercial de meses de duración entre las dos economías más grandes del mundo. Lo más probable es que este año aparezcan más diferencias en los campos de la tecnología, la economía y la seguridad.

3. Guerra cibernética

Es probable que este año sea un punto de inflexión en la competencia cibernética. Por primera vez, Estados Unidos impulsará activa y agresivamente su liderazgo en esta área. Esta demostración de fuerza no solo no servirá para evitar estos ataques, sino que, probablemente, provocará un ataque de represalia por parte de otros países.

4. Populismo europeo

Cuando la UE celebre elecciones parlamentarias en mayo, los euroescépticos de izquierda y derecha ganarán más escaños que nunca. En el pasado, los partidos marginales ganaron apoyo al culpar a Bruselas de los problemas internos. Ahora están ganando al prometer ignorar las normas de la UE. La influencia sin precedentes de estos nuevos partidos socavará la capacidad de funcionamiento de Europa.

5. Política nacional de EE. UU.

Este será un año caótico para la política interna de Estados Unidos. Aunque las probabilidades de que Trump sea procesado y destituido del cargo siguen siendo bajas, la volatilidad política será excepcionalmente alta.

6. Desaceleración de la innovación

Eurasia prevé una reducción del capital financiero y humano disponible para impulsar el desarrollo tecnológico. Esto se debe a tres factores: problemas de seguridad, temores sobre la privacidad de los datos y problemas económicos.

7. Coalición de la disidencia

La elección de Trump fue un golpe al compromiso de décadas de Washington de proteger un orden mundial liderado por Estados Unidos. Desde entonces, Trump ha reunido a algunos compañeros de viaje, una coalición de líderes mundiales que no están dispuestos a defender esos principios, y algunos incluso se han empeñado en acabar con el sistema. Estos líderes tendrán un efecto cada vez más perturbador en el orden internacional.

8. México

El nuevo presidente del país, Andrés Manuel López Obrador, empieza su mandato con un grado de poder y control sobre el sistema político que no se había visto en México desde principios de la década de 1990. Para este, hacer grande a México significa volver a los años sesenta y setenta, con más gasto, más políticas intervencionistas y de menor calidad. Hasta ahora, México se encontraba en un ciclo político y económico diferente al del resto de América Latina, con una menor categoría de riesgo político. Este año, se parecerá mucho más a sus vecinos del sur.

9. Ucrania

En marzo se celebrarán en Ucrania las elecciones presidenciales y parlamentarias, lo que predeterminará el futuro del país en los próximos años. Se espera que esto solo intensifique el conflicto en curso del país con Rusia.

10. Nigeria

Nigeria se enfrenta a las elecciones más disputadas desde la transición del país a la democracia en 1999. Uno de los candidatos es el presidente Muhammadu Buhari, un líder anciano y enfermo que carece de la energía, la creatividad o la inteligencia política necesarias para solucionar los problemas más difíciles de Nigeria. El otro es el exvicepresidente Atiku Abubakar, perseguido durante mucho tiempo por las acusaciones de corrupción, que ha negado.

Bonus: Brexit

La primera ministra británica, Theresa May, tiene pocas posibilidades de sacar adelante su impopular acuerdo de salida en el parlamento (la votación tendrá lugar a finales de enero). Esto significa que el año 2019 será muy tenso para Europa.

Lea también:
Por favor, describa el error
Cerrar