7 señales a las que prestar atención en los restaurantes en tiempos del covid-19
Página principal Estilo de vida, Consejos, Coronavirus
Tema de actualidad
2 Junio
975 975

Ahora que los restaurantes están empezando a abrir sus puertas, muchos ciudadanos están ansiosos por volver a disfrutar de sus lugares favoritos.

Sin embargo, los clientes deben prestar atención a las señales de alerta que indican que algunos restaurantes no son seguros.

"Lo único que sabemos es que el virus sigue ahí fuera", dice Celeste Monforton, profesora de salud pública en la Universidad Estatal de Texas.

Expertos y grupos del sector han creado pautas para mantener la seguridad en los restaurantes. Los que sigan esta guía serán unos lugares mucho más seguros que los que no han hecho ningún ajuste para proteger a sus clientes y trabajadores contra el coronavirus.

Estas son algunas señales de advertencia que hay que tener en cuenta para determinar si es seguro volver a cenar en tu restaurante favorito o no.

1. Los clientes pueden sentarse en cualquier mesa

El distanciamiento social es esencial para mantener la seguridad de los clientes y empleados. Y, es básicamente imposible mantener a los clientes a 2 metros de distancia si todas las mesas están disponibles.

La mayoría de los restaurantes están marcando algunas mesas para que los clientes no se sienten en ellas. Otros simplemente están retirando las que no pueden ser utilizadas.

5 formas de aprovechar la cuarentena para fortalecer tu relación

Si todas las mesas están abiertas y el restaurante tiene tantos asientos como antes de la pandemia, entonces debes evitar este lugar a toda costa.

2. La gente está a menos de 2 metros de distancia en las mesas, en la barra o en la entrada

Aunque retirar algunas mesas puede ayudar a mantener el distanciamiento social, debes estar atento a cualquier aglomeración que se pueda producir en el restaurante. Si la gente se amontona alrededor de la barra para pedir las bebidas, evita esa parte del restaurante o ni siquiera entres en él.

3. El restaurante tiene una mala ventilación y depende del aire acondicionado

Un restaurante aireado, con grandes ventanas y ventiladores, es más seguro que un lugar con poca circulación de aire que dependa del aire acondicionado para mantener la temperatura en su interior.

Un estudio ha investigado cómo se propagó el coronavirus entre nueve personas que comían en un restaurante en China en enero. Según los investigadores, el aire acondicionado del restaurante hizo volar las gotas infectadas de una persona asintomática más lejos de lo que habrían llegado en condiciones normales.

Los investigadores recomendaron aumentar la distancia entre las mesas y mejorar la ventilación para prevenir la propagación del coronavirus en los restaurantes. O, mejor aún, elegir un restaurante con asientos al aire libre.

4. Los empleados no siguen las pautas de desinfección

Sanidad ha proporcionado una gran cantidad de información sobre limpieza y desinfección, así como consejos generales sobre cómo pueden los restaurantes volver a abrir con relativa seguridad.

11 personas que predijeron la pandemia del coronavirus

Sin embargo, averiguar a simple vista si los restaurantes están siguiendo estas pautas no es fácil. Si tienes dudas, llama con antelación y pregunta qué nuevas políticas se han puesto en marcha para mantener seguros a los clientes y trabajadores.

5. Los trabajadores no llevan mascarillas

Lo ideal sería que todo el mundo llevara mascarilla cuando la gente está dentro o a menos de 2 metros de distancia. Sin embargo, eso es difícil cuando se está comiendo.

Los restaurantes deben exigir a sus empleados que usen mascarillas. En las cocinas, puede resultar difícil hacer cumplir estrictamente el distanciamiento social, y los camareros suelen verse obligados a entrar en contacto con los clientes cuando están sirviendo la comida.

Los trabajadores que usan mascarillas también pueden informar sobre si el restaurante está tomando otras medidas de seguridad. Aunque saber hasta qué punto los trabajadores están siguiendo las normas de desinfección es difícil, el hecho de que lleven o no mascarilla es muy revelador.

6. No se puede hacer una reserva

Las mesas limitadas y las medidas de distanciamiento social han dado lugar a que los restaurantes puedan albergar una menor cantidad de clientes. Mientras que los empleados pueden rechazar a los clientes en la puerta, una forma más conveniente de imponer límites es exigir reservas.

Aunque no tienes por qué descartar todos los restaurantes que permiten entrar sin reserva, reservar puede asegurarte que vas a comer en una restaurante que está siguiendo las pautas sobre cuántos clientes puede haber dentro - y evitar la decepción de ser rechazado.

7. Los casos de covid-19 no dejan de crecer en tu comunidad

Si vives en una zona en la que el número de casos de coronavirus sigue aumentando y los hospitales tienen problemas para garantizar la atención sanitaria a los pacientes infectados, entonces es posible que no sea seguro volver a los restaurantes, incluso si los comedores están abiertos.

Lea también:
Por favor, describa el error
Cerrar